Ganar espacios.

Generalmente se acepta que la dominación del matriarcado tiene miles de años y en algunos lugares geográficamente hablando ha sido aceptada, esta dominación está marcada principalmente por manipular nuestras emociones, nuestro dinero y nuestros cuerpos.

Pero este dominio del patriarcado se comienza a tejer, aceptar y a reproducir por parte de la sociedad, las nuevas familias basadas en ese nuevo orden; reproduciendo una y otra vez a las nuevas generaciones.

Para las mujeres en el presente siglo ganar un espacio en la sociedad ha sido de trabajo duro y en estos días los esfuerzos siguen; hace falta mucho por qué la mujer sea más visible y vivir plenamente.

Pero, muchas mujeres han perdido en ese proceso increíblemente, y aunque dicen luchar en contra del sistema patriarcal al final terminan haciendo lo mismo que tanto atacan: son autoritarias, son egoístas, no les importa nadie solo ganar ellas, buscan discriminar a la otredad por parámetros que rayan en la misoginia, algunas son posesivas, agresivas, o controladoras de otras (de ellas mismas y de su familia) y así crecen quizá como entes económicos pero dejan de crecer como humanas, dejan una estela de destrucción tras de sí mismas.

mujeres y hombres

Debemos ser creadoras de redes donde hombres y mujeres practiquemos la sinergia, la empatía y resiliencia, donde nos valoremos como humanos, coexistamos y nutramos a nuestra sociedad con esa vitamina diaria de humanidad, lo patriarcal lo desapareceremos si trabajamos juntos

Leave a Reply